En 1922 un joven farmacéutico húmgaro se traslada a Paris y crea un elixir raro, que ilumina la piel y mejora su regeneración. El Aceite Absoluto ha sido creado y se convierte en el nuevo secreto de belleza de las parisinas.
en 2003 la fómula del Aceite Absoluto es decubierta de nuevo en París. La casa de belleza Patyka, que significa botica en húngaro, se lanza de nuevo.
Es la primera marca de tratamiento certificada como orgánica por Ecocert

¿Qué hace diferente a Patyka?

Pues que es una marca que apuesta por la química verde, es decir por toda aquella sustancia derivada de las plantas y prescindir de cualquier sustancia sospechosa. Y no solo eso, porque una buena reputación se obtiene a base de resultados y para ello  han apostado por la biotecnología.